Así será el mercado laboral en la España de los Millennials, dentro de 10 años

Para ellos ganará cada vez más espacio la autonomía, la flexibilidad en espacio y tiempo y la intensificación del trabajo colaborativo.

Septiembre 26 (Diego Caldentey / www.lainformacion.com) – Dentro de 10 años en España el mercado laboral será radicalmente opuesto al actual. Habrá un escenario donde ganará cada vez más espacio la autonomía, flexibilidad en espacio y tiempo y la intensificación del trabajo colaborativo, además de obtener una formación sostenida por parte de sus actores, los trabajadores del futuro cercano. Todos esos elementos llegarán de la mano de los denominados ‘Millennials’.

Quienes hoy rondan entre los 16 y los 19 años y nacieron al filo del milenio reciben esta denominación social coloquial. Este segmento no concibe la vida sin tecnología y sabe adaptarse al ritmo cambiante de las cosas.

Según diversos informes como el de Adecco, y también los denominados ‘work-shops’ sobre nuevas formas de trabajar en la empresa (el último realizado en Barcelona de Seat ha abordado esta cuestión en una ‘cumbre’ en la que participaron menores de 27 años) vislumbran una manera de trabajo ostensiblemente diferentea la actual.

La convivencia de personas de distintas generaciones en un mismo equipo de trabajo ya es un hecho. Pero dentro de 10 años el viejo vínculo que señala que a mayor edad, más experiencia y mayor probabilidad de asumir responsabilidades y ser jefe quedará absolutamente desbaratado.

“La colaboración a distancia será la tendencia con mayor impacto esperado en relación ala tecnología pues favorecerá la deslocalización del trabajo y creará comunidades deaprendizaje colaborativo. Estos avances permitirán basar la relación laboral tanto en laconfianza hacia el trabajador como en el rendimiento del mismo”, asegura Adecco.

Claro que el desarrollo económico de España dependerá, en gran parte, de la capacidad del país de generar conocimientos científicos, tecnológicos e innovadores y de tener un liderazgo empresarial enI+D+i, sostiene la consultora.

En este sentido, se señala que aquellos que durante los próximos años se conviertan en los empresarios, directivos y empleados serán los responsables de “transformar la sociedad y por ende la realidad profesional.

La gran mayoría de los expertos en RR.HH cree que los Millennials que sean los auténticos protagonistas del mercado laboral del mañana serán capaces de determinar si una persona está comprometida con una causa o si no lo está.

Los sentimientos colectivos e individuales serán proactivos con respecto al proyecto de empresa que definirá el ámbito en la gestión de personal. Trasladar la visión, misión y valores de la organización a los trabajadores y trabajar para que estos elementos lleguen a orientar coherentemente la toma de decisiones estratégicas y cotidianas de las empresas será la principal tarea de los responsables de recursos humanos en el futuro que ya asoma.

La disolución de la tradicional división de la economía, que contemplaba el sector primario, el secundario y el terciario, será un hecho, aseguran las citadas fuentes. Como consecuencia de esta transformación del tejido productivo, nuevos sectores comenzarán a liderar la creación de empleo. Entre ellos, los expertos hacen hincapié en el tecnológico y el de I+D+i, en el de turismo y ocio, salud y bienestar y en el sector energético

Por otra parte, los informes señalan que los millennials tienen unfuerte sentido del compromiso, pero no con las organizaciones, sino con ellos mismos. También que no les asusta cambiar de trabajo porque ven a la generación precedente como unos adictos a su profesión, y ellos quieren priorizan el equilibrio entre lo laboral y lo personal. Este aspecto también hay que tenerlo muy en cuenta a la hora de imaginar cómo será el nuevo escenario laboral.

Finalmente, la tecnología modificará los estándares de trabajo. Por un lado, los expertosopinan que la colaboración a distancia será la tendencia con mayor impacto esperado en relación a la tecnología. La transformación tecnológica favorecerá la deslocalización del trabajo y permitirá crear comunidades de aprendizaje colaborativo. No se trata únicamente del uso generalizado del teletrabajo en aquellos casos en los que sea posible sino que estos avances permitirán basar la relación laboral tanto en la confianza hacia el trabajador por parte de las empresas como en el rendimiento del mismo.