Una nueva cooperativa de transporte empezaría a funcionar en mayo con autos Lada y Geely

En medio de una crisis generada por el déficit de gasolina especial, varios usuarios del transporte plantearon dudas.

JORGE ENRIQUE RODRÍGUEZ | La Habana – El Gobierno tendría previsto poner en marcha a principios de mayo una nueva cooperativa de taxis ruteros, como paliativo a la crisis de la transportación en La Habana y alternativa para contrarrestar los precios de los privados conocidos como “boteros”.

La nueva cooperativa, compuesta por una flota de autos Lada y Geely, se estuvo promocionado la semana pasada en el recorrido Parque Fraternidad-La Lisa, que tendrá una tarifa de 15 pesos la carrera total, divida en tramos de cinco pesos.

“Para comenzar esta cooperativa se habilitaron 40 carros que operarían desde las 6:00 de la mañana y hasta la 9:00 de la noche, divididos en dos turnos laborales. Además de los Ladas y Geely, se rumora la incorporación de otros modelos”, dijo un chofer de taxis ruteros que circulan actualmente por la capital (autobuses que cobran cinco pesos por pasajeros).

“Los boteros tienen una tarifa establecida, para este recorrido de 20 pesos. Con esta opción del Estado, la carrera saldría más barata, más la ventaja de los tramos: de Parque Fraternidad a 51 y 26, cinco pesos; hasta Marianao, 10 pesos, y hasta La Lisa, 15 pesos”, añadió.

Como base de operaciones para esta nueva cooperativa, la Empresa Provincial de Transporte ha dispuesto la rehabilitación y acondicionamiento del antiguo paradero de La Víbora.

Una inspectora de la entidad estatal dijo que el experimento se extenderá también a otras rutas, “en la medida que se culmine la habilitación de todos los carros que se pondrán a disposición de esta nueva cooperativa de taxis ruteros”.

“Eso es lo que tenían que haber hecho desde un principio y no formar el foco de regulaciones y prohibiciones que terminó con imponernos hasta los precios en cada recorrido”, dijo Carlos Tamayo, transportista privado.

“Ningún botero tiene miedo a la competencia. Que prime la ley oferta-demanda y no el intervencionismo y la imposición del Estado”, añadió.

La inspectora estatal indicó que esta nueva cooperativa “también busca obligar a los boteros a bajar las tarifas de las rutas o devolver las licencias”, pero no brindó detalles sobre a cuánto ascendería el impuesto por arrendamiento del auto a los trabajadores de la cooperativa.

“Siempre será menos que el impuesto que pagamos los boteros”, opinó Alex Armenteros.

“En las cooperativas, la reparación, mantenimiento o piezas de repuesto de los carros tienen precios subvencionados. Al igual que los boteros, tienen que comprar el combustible, pero no tienen que exponerse al mercado negro ni a los precios exorbitantes que nosotros pagamos. Es decir, las cooperativas pueden adquirirlo todo a precio de Estado”, consideró.

¿Autos modernos en medio de la crisis de gasolina especial?

En medio de una crisis generada por déficit de gasolina especial, con afectaciones al sector estatal e incluso al cuerpo diplomático acreditado en la Isla, varios usuarios del transporte plantearon dudas.

La maestra de enseñanza primaria Celia Díaz celebró que el Gobierno “haya decidido dar más opciones de transportación a la población”.

“Y no a modo de hacer la guerra al sector privado, sino para que exista más variedad y competencia, cosas que siempre proporcionan mejor servicio público. Sin embargo, aquí se habla de automóviles modernos que necesitarán gasolina especial que en este minuto está reservada al turismo”, dijo.

A criterio de Orestes Llanes, mecánico, “esta apertura de una cooperativa que brinde servicios con tarifas menos agresivas es genial”.

“Pero cuánto tiempo van a durar estos Ladas modernos o los Geely utilizando gasolina regular”, cuestionó. “De aquí a cuatro meses se empezarían a ver las consecuencias cuando el gasto por pieza de repuesto, mantenimiento y reparaciones arroje pérdidas en vez de ganancias”, advirtió Llanes.

Hortensia Castellanos recordó que el “Gobierno no suele tener un plan B en caso de crisis”.

“En principio, ni siquiera anuncian en los medios de comunicación el experimento de abrir esta nueva cooperativa que tendría un beneficio real para el pueblo. Tampoco hicieron pública la carencia de gasolina especial en el país. Estos silencios traen recelo y especulaciones”, se quejó.

Funcionarios de la Empresa Provincial de Transporte no brindaron detalles sobre si existe reserva de gasolina especial destinada a la flota de autos modernos que integrarían la nueva cooperativa de taxis ruteros.

Choferes de las cooperativas de taxis ruteros 1 y 2 dijeron que “en dependencia de cómo evolucione el experimento” solicitarán el traslado hacia la nueva. “Nadie sabe siquiera cuál será la tarifa diaria por arrendamiento ni los precios que se establecerán para el combustible o si tendremos acceso a la gasolina especial”, explicaron.