‘Está bueno ya de descaro, Patria y Vida’: vecinos de Caibarién logran que el Gobierno retire una multa a un ‘cuentapropista’

Residentes en el municipio villaclareño, rechazan el abuso y apoyan al afectado frente a la Policía y el Gobierno local.

La Habana | DDC – Vecinos de Caibarién, Villa Clara, salieron este sábado a la calle a apoyar a un trabajador del sector privado cubano multado con 2.000 pesos y consiguieron hacer recular a las autoridades.

Según varios vídeos subidos a las redes sociales, el suceso comenzó sobre las 11:00 de la mañana frente al hospital de la localidad.

Yeko Gutiérrez, vecino de Caibarién, mostró imágenes del trabajador del sector privado subido al techo de carro con el que vende productos comestibles, y a decenas de personas en la calle.

“Le acaban de poner 2.000 pesos de multa por vender dulces que no hay en las tiendas, que no hay en ningún lado, dulces que tiene que comprar en MLC (Moneda Libremente Convertible)”, dijo Gutiérrez y aseguró que el hombre cuenta con licencia para trabajar “por cuenta propia”.

“No te bajes”, dijo al cuentapropista un hombre presente en el lugar. “No te bajes, cojones, ‘Patria y Vida'”, añadió. “Está bueno de descaro ya”.

En diferentes momentos del acontecimiento se escucharon gritos de “Patria y Vida”, el título de la canción de protesta contra el régimen que se ha hecho popular en la Isla y que cantan Yotuel Romero, Descemer Bueno y Gente de Zona, Maykel Castillo (Osorbo) y El Funky.

“El pueblo entero está indignado”, dijo Gutiérrez, quien mencionó la presencia en las cercanías de fuerzas especiales de la Policía.

“Ese hombre era pescador. Le quitaron el barco y le pusieron multa también”, comentó Gutiérrez. Agregó que el cuentapropista había sido multado además con anterioridad “en una feria, por vender productos agrícolas”.

En el vídeo se ve acercarse a un policía: “Que se vaya cada cual para su casa, que esta situación la vamos a atender nosotros”, dice y amenaza con “una multa de 5.000 pesos por andar así aglomerados”. También con “empezar a pedir carné de identidad”. Sin embargo, los vecinos permanecen en el lugar.

“Eso es un abuso”, le responden de entre la muchedumbre.

Interrogado por el policía sobre lo que ocurría, el cuentapropista, sin bajarse del techo de su carro de ventas, responde: “Soy el enemigo, el nuevo enemigo creado (…). Me han convertido en un enemigo por trabajar”.

Varios de los presentes pidieron al resto de los aglomerados permanecer en el lugar: “Si se van, lo matan a golpes”, dijo un hombre mientras varios policías llegaban en un vehículo y se acercaban al cuentapropista.

“Lo que tienen es que quitarle la multa”, gritó una mujer. “Quítale la multa”, corearon otros presentes. “Están acabando con el pueblo”.

En un vídeo de un momento posterior, grabado por Carlos Michel Morales Rodríguez, se ve al cuentapropista ya bajado del techo de su carro y conminado por un agente vestido de civil a subir a un auto.

“No lo pueden tocar”, dice una mujer. “No te montes que te van a madurar”, afirma otra.

El hombre sube finalmente al auto en el que hay otros agentes, pero los vecinos preguntan con insistencia “¿para dónde lo llevan?”.

“Para el Gobierno”, responde finalmente uno de los agentes y la muchedumbre decide trasladarse hasta la sede del Gobierno local a apoyar al cuentapropista.

“Todos para el Gobierno a apoyarlo, le tienen que quitar la multa”, dice un hombre.

En un tercer vídeo, se escucha a una funcionaria de Caibarién describir al cuentapropista como una persona que tiene “trastornos en su personalidad”.

“Se va a hacer el análisis de inmediato porque el Consejo de Administración tiene facultades para ordenar, pero además también cuando hay casos sociales trabajarlos y compensar esa deuda, esa multa que se está imponiendo”, dice la funcionaria a la muchedumbre.

“Ese hombre no va a pagar esa multa, vamos a hacer los análisis, vamos a evaluar el tema de los vendedores ambulantes”, agrega.

Intenta convencer a los vecinos de que se retiren. La manifestación “no es prudente porque, miren, este es un municipio que tiene hoy 26 casos confirmados de Covid. Estamos con zonas en cuarentena, aquí hay menores de edad, se nos puede enfermar la gente”, dice.

“Confíen en nosotros, somos cangrejeros igual que ustedes”, pide.

No obstante, uno de los presentes advierte que, si no le quitan la multa al cuentapropista, volverán a protestar.